Aprende a colocar cerámicas para piso.

 

Antes de partir la instalación hay que planificar la posición de las cerámicas y determinar si es necesario hacer cortes. Si así fuera, se ubican en las zonas menos visibles, detrás de la puerta o artefactos.

Se comienza por la esquina más alejada de la entrada, para no pisar las cerámicas recién pegadas. Si los muros tienen cerámicas, hay que sacar la primera corrida de palmetas y reemplazarlas por una corrida nueva después de colocar las del piso. Esto se hace para que las cerámicas del muro queden montadas sobre las del piso.

 

c81

 

También lee: Reparar y pintar paredes

 

Paso a paso

 

  1. Poner Adhesivo

Tipos de adhesivo: depende del tipo de superficie en que se quiere instalar:

AC (adhesivo cerámicas) Pisos y muros de concreto.

DA (doble acción) Yesocartón, Internit y materiales que no se pueden picar.

Los dos tipos de adhesivos tienen la misma forma de aplicación.

  • Se pone una buena cantidad de adhesivo en una llana dentada y se esparce con la parte plana, presionando para que se impregne en el muro o piso.
  • Luego, con la parte dentada se peina en diferentes direcciones el pegamento. Estos surcos permiten que las palmetas se adhieran mejor.
  • Otra manera de usar el adhesivo es ponerlo en la parte posterior de cada palmeta.

RECOMENDACIÓN

Para que la cerámica tenga una mejor adherencia procure que los dientes de la llana dejen marcasnotorias. Los adhesivos tienen un rápido secado, por lo que es mejor trabajar por secciones pequeñas y no tapar las líneas de referencia que se han marcado con el tizador. Si el pegamento se endurece es mejor sacarlo y aplicar una capa nueva.

  1. Poner cerámicas
  • Una vez que se tiene una primera sección con adhesivo, se colocan las palmetas, pero sin deslizarlas ya que de esta manera se corre el pegamento. Para que las palmentas se asienten correctamente, sólo hay que dar pequeños golpes con el combo de goma (el mango de un martillo u otra herramienta también puede servirnos).

RECOMENDACIÓN

Hay que evitar los grandes espacios de separación entre palmetas, ya que son difíciles de mantener limpios y las cerámicas tienden a soltarse.

Con separador

Después de haber instalado la primera palmeta y antes de colocar la siguiente, se ponen separadores plásticos que darán la separación justa entre cada cerámica. Si se ha rebasado un poco de adhesivo entre las palmetas, se saca con un objeto que tenga punta. Puede ser un palo de fósforo o un cuchillo, ya que una vez seco ocupará el espacio que corresponde al fragüe.

  1. Fraguar
  • El pegamento se deja secar durante 24 horas y luego se puede fraguar. Es decir, esparcir una pasta –el fragüe– por entre medio de las uniones para taparlas.
  • Para su aplicación se utiliza un fraguador, el cual permite esparcir el fragüe sin rayar la cerámica
  • El fragüe se pone en el fraguador y se aplica haciendo movimientos diagonales, verticales u horizontales en la superficie total de la cerámica, procurando siempre volver a pasar el fraguador limpio para quitar el exceso de fragüe.• Es indispensable que queden todas las separaciones entre palmetas rellenas con fragüe para que no se traspase la humedad al muro.

RECOMENDACIÓN

El fragüe viene en distintos colores, pero en general es preferible usar un tono parecido al de la cerámica. Además en el piso se recomienda utilizar un color que no resalte demasiado la suciedad. Las instrucciones de preparación del fragüe vienen en el envase. Hay que dejar reposar el fragüe hasta que la pasta adquiera la consistencia precisa. Además, se puede agregar un aditivo aislante que protegerá de la humedad y suciedad.

  1. Limpieza del fragüe
  • Después de tener todo el muro o piso fraguado, y antes de que se seque por completo, se rebaja el fragüe entre las palmetas para que quede más bajo que la superficie de la cara de las cerámicas.
  • Esto lo podemos hacer con la punta del mango de alguna herramienta o con la esquina de la esponja que se utilizará a continuación para sacar el fragüe sobre la cerámica. Con esto se evita que se rompan o desprendan pedazos de fragüe.
  • Una vez que el fragüe esté completamente seco, se utiliza una esponja húmeda que permite retirar la película de fragüe que ha quedado sobre las palmetas. Para concluir con éxito esta tarea se enjuaga frecuentemente la esponja.

Reparar y pintar paredes

Lo primero es dar una mano de imprimación, siendo la proporción de 1 parte de imprimación por 4 de agua. Se utiliza la imprimación porque va a facilitar el agarre de la pintura, va a conseguir un acabado homogéneo y porque vas a tener un ahorro en tu puntura de acabado.Remover bien la imprimación y procede a darle el soporte con la ayuda de un rodillo, a contunuación procede a dar una mano ligera de imprimación sobre la pared. Una vez terminada la mano de imprimación, espera 2 horas para empezar la reparación de tu soporte.Una vez ha transcurrido el tiempo de secado, procede a tapar las pequeñas imperfecciones que tiene tu soporte, para ello utiliza un plaste ligero y la espátula, y vas tapando los agujeros, esperar 30 minutos a que se seque el plaste.Pasada la media hora, tienes que lijar con una lija de taco toda la superficie donde esta el plaste. Antes de dar la segunda mano de la imprimación, lavas la pared y luego haz esta segunda mano. En las zonas con plaste hazlo otra mano de imprimación y esperar 30 minutos.Para finalizar ya solo tienes que pintar la pared con el color que hayas elegido, esperar 8 horas para hacer la segunda mano de pintura y ya habrás terminado.

 

pintar

 

también lee: Aprendé como cambiar una cerradura

 

Pintar la pared paso a paso

 

Paso 1. Pon cinta protectora de papel alrededor de cercos de puertas y ventanas. Tapa con cinta de carrocero los interruptores y enchufes y colócala también en la unión del techo con la pared.

Paso 2. Remueve bien la pintura, para homogeneizar los pigmentos. Si el envase es de 4 o incluso 20 litros, te resultará más fácil si utilizas una varilla removedora adaptada a un taladro.

Paso 3. Moja la brocha de recortar (la reconocerás porque es circular y las cerdas forman una punta) en la pintura, escúrrela bien y perfila las puertas, ventanas, interruptores y enchufes.

Paso 4. Perfila con la misma brocha el encuentro de la pared con el techo y con el suelo, así como con todas las esquinas. Son los lugares a los que el rodillo no accede bien. Usa una escalera de peldaño ancho para llegar a las zonas altas de la pared. Mantén siempre una mano libre para agarrarte a la escalera mientras pintas.

Paso 5. Para pintar el resto de las paredes vamos a usar un rodillo acoplado a un alargador. Te aconsejamos un rodillo de entre 18 y 22 cm de anchura y de grosor medio. La anchura determinará que abarques más o menos superficie, pero si eliges un rodillo demasiado ancho salpicarás más pintura.

Paso 6. Si lo indica el fabricante, diluye la pintura con agua. Normalmente es un 10% del volumen del envase lo que hay que añadir en agua. Remueve bien. Moja el rodillo directamente en el envase de pintura y escúrrela haciendo varias pasadas sobre la bandeja de pintor o en la rejilla que suelen incluir la mayoría de fabricantes en este tipo de envases

Paso 7. Aplica el rodillo a la pared, primero en pasadas verticales y luego en pasadas cruzadas en diagonal para extender bien la pintura por toda la superficie. Empieza por la zona alta y ve bajando. Pinta de la misma manera todas las paredes. Si es necesario aplica varias manos.

Aprendé como cambiar una cerradura

 

Algún defecto en nuestra cerradura nos puede llevar a la decisión de tener que cambiarla para evitar mayores problemas en el futuro. La cerradura que está fallando puede ser tanto de las puertas exteriores como de las interiores, si bien las de interiores son mas económicas y más sencillas de cambiar, en el caso de las exteriores no es tarea imposible. Si nos animamos y realizamos nosotros mismos este trabajo, ahorraremos bastante dinero.

 

descarga

 

También lee: Calefón o termotanque cual es la mejor opción

 

Pasos para cambiar una cerradura

 

Lo primero que debemos hacer es retirar la cerradura rota de la puerta. Las cerraduras suelen variar unas de otras, estas pautas generales te guiarán en esta tarea.

La primera acción es retirar el picaporte, retirando el pasador que lo fija con ayuda de un punzón o herramienta similar.

Luego, sacaremos el eje cuadrado que une ambos picaportes. Después, debemos retirar los tornillos que la sujetan a la madera, y con la ayuda de un destornillador que introduciremos en el orificio del pasador, empujaremos la cerradura para aflojarla de su recinto. Por último, la retiramos completamente y colocaremos la nueva realizando el mismo procedimiento, pero al revés.

Si notamos que la madera en donde colocaremos la nueva cerradura no se encuentra en buenas condiciones, será conveniente que primero masillemos la puerta y dejemos secar muy bien.

Si consideramos que simplemente se ha puesto dura, podemos probar de engrasarla simplemente y no de sustituirla. En ese caso, también retiraremos la cerradura de la puerta y le aplicaremos unas gotas de aceite mineral, o algún producto especifico que podemos adquirir en cualquier comercio del rubro. Luego, haremos girar la cerradura varias veces para permitir que el aceite ingrese en todo el mecanismo.

Calefón o termotanque cual es la mejor opción

 

La decisión sobre la instalación de un termotanque o un calefón depende, básicamente, de las necesidades del hogar donde se instalará. ya que en cuanto a efectividad y consumo, ambos tienen ventajas y desventajas.

La cantidad de personas que usarán el agua caliente, la presión de agua, y el tipo de baño que se suelen hacer en la familia (ducha o inmersión), son los factores a tener en cuenta para elegir entre un termotanque o un calefón.

 

diferencias-termotanques-calefones

 

También lee: Que son las mallas galvanizadas para que se usan

 

Ventajas y desventajas del calefón y termotanque

 

El termotanque mantiene el agua caliente en forma permanente, para lo cual tiene un termostato que apaga y enciende el calentador según sea necesario. Funciona incluso con poca presión de agua y las cañerías necesarias para su instalación son de menor diámetro que las que necesita el calefón. Podemos tener varias canillas abiertas a la vez sin perder presión, es más seguro y tiene menor mantenimiento que un calefón. Pero si no elegimos el de capacidad correcta, luego de un rato de tener la canilla abierta el agua comenzará a salir tibia. Si vamos a optar por el termotanque, es necesario tener en cuenta el tiempo de recuperación (lo que tarda en calentar el agua cuando se ha agotado la que estaba caliente), y la acumulación, esto es, la cantidad de agua que mantiene siempre a temperatura, lista para usar.

El calefón, requiere de una presión mínima de agua, tanto para encender como para mantenerse encendido: si cerramos un poco la canilla, puede apagarse. En invierno, si mantenemos la canilla totalmente abierta, el calefón no llega a calentar completamente el caudal de agua. Por otro lado, cuando tenemos una canilla abierta, no podemos abrir ninguna otra, porque perdemos presión.

Si optamos por el calefón, debemos tener en cuenta, en primer lugar, cuál es la alimentación: si se trata de gas natural o gas envasado, ya que se requieren distintos tipos de calefón en cada caso. Los más seguros son lo que no tiene llama piloto y vienen provistos de un sistema de encendido automático llamado hydropower, por el cual el calefón enciende automáticamente al abrir la canilla. El calefón necesita de una correcta instalación y salida al exterior para la ventilación de gases. La capacidad dependerá, como en el caso del termotanque, del uso y cantidad de habitantes de la casa.

 

En resumen: puede ocurrir que este balance entre un Termotanque y un Calefón les siga dejando dudas en la adquisición de su nuevo calentador de agua.

Trataremos de ayudarle en una apretada síntesis.

Si se desea reducir el consumo de gas: Calefón.

Si se desea una larga vida útil: Calefón.

Si se tiene problema con la presión de agua: Termotanque.

Otra alternativa es un calefón y una bomba presurizadora (de consumo eléctrico) a la salida del tanque de reserva que se acciona al abrir un grifo regulando la presión del agua.

Si se desea un mayor confort su adquisición es 2 Termotanques de alta recuperación o 2 Calefones, uno para la cocina y lavadero y otro para los baños: logrando las mayores ventajas en el calentamiento de agua.

Qué son las mallas galvanizadas, para que sirven y como se usan

Las Cercas de Malla Galvanizada son mas conocidas como de Malla Ciclón o Ciclónica y son un entramado de alambre formando un medio rombo, y terminando el rombo completo con el siguiente hilado de alambre. El alambre puede ser galvanizado o galvanizado y forrado de plástico, los calibres del alambre van desde el calibre 9.5 hasta el calibre 13.

La Malla Galvanizada es una tela metálica fabricada con alambres de acero galvanizado clase comercial que son torcidos y entrelazados formando un tejido de forma romboidal.

Las orillas se entorchan para formar una púa o se doblan para formar un nudo según su altura, para evitar que se desteja. Existe también las Cercas de Malla Galvanizada Plastificada con PVC.

Las Cercas de Malla Galvanizada se usan para cercar y proteger: Empresas, Industrias, Escuelas, Ranchos, Fraccionamientos, Terrenos, Granjas, Establos, Centros Comerciales, Hoteles, Estacionamientos, Villas, Residencias, Condominios, Centros Deportivos, Centros Sociales, Parques y todo, absolutamente todo lo que deba ser protegido y cercado.

 

descarga

 

También lee:  Como instalar alacenas de cocina

 

Beneficios de la malla entramada

 

Una cerca de malla entramada es una forma barata de cercar cualquier área y mantenerla segura. Al contrario de una valla convencional, el entramado de malla permite que las personas vean a través de él, y al mismo tiempo sirve de barrera para evitar su ingreso.

Las cercas de malla galvanizada pueden instalarse a diferentes alturas de acuerdo a las necesidades específicas del terreno a proteger, así mismo se pueden elegir los calibres del alambre y los tamaños en la abertura de los rombos que constituyen las cercas de malla ciclónica.

Cómo instalar alacenas de cocina

Instalar alacenas de cocina es una tarea fácil de realizar. Requiere de una planificación y medición minuciosa para asegurarte de que la alacena quepa en el espacio de la pared y que quede alineada de manera correcta con el espacio asignado para heladeras y hornos. La instalación es mucho más fácil si alguien te ayuda a colocarlas, debido a que son pesadas y grandes. Si decides colgar la alacena antes de instalar la base de la misma depende de ti.

 

89678846

 

También lee: Aprende a colocar placas de yeso antihumedad

 

Instrucciones:

 

  1. Mide desde la esquina donde planeas comenzar hasta el final de la alacena. Utiliza un nivel para marcar la plomada desde el extremo exterior de la alacena.
  2. Utiliza la línea de tiza para marcar donde debería estar colgada la parte trasera de la hilera de alacenas.
  3. Localiza cada viga a lo largo de la pared con un localizador de vigas y marca cada una de ellas.
  4. Marca donde van a estar las vigas en la parte trasera de la esquina de la alacena. Taladra cuatro agujeros a través de la parte trasera misma que corresponde con las ubicaciones de cada viga. Repite este proceso para los otros extremos de la alacena para que puedas unir ambas paredes.
  5. Mantén la esquina de la alacena en posición. Con la ayuda de alguien, nivela la alacena y asegúrala a las dos paredes con tornillos y arandelas de yeso de 2 pulgadas y media (6,35 cm).
  6. Marca donde vas a realizar los agujeros para los tornillos en la siguiente alacena y taladra los agujeros. Mantén ese nivel de la alacena y con la línea de tiza en la base de la misma. Coloca un nivel a lo largo de la parte frontal. Si no utilizas la plomada, agrega tacos de madera a la parte de atrás. Asegura la alacena a las paredes de las vigas.
  7. Utiliza abrazaderas para maderas para sostener las dos alacenas juntas. Realiza dos modelos de agujeros en la parte delantera de la estructura de la alacena de la cocina. Conecta dos de éstas con tornillos de 2 pulgadas y media (6,35 cm). Remueve las abrazaderas.
  8. Continua agregando compartimentos a las alacenas hasta que termines la hilera. El extremo exterior de la última alacena debe estar apoyado en la línea que realizaste en el primer paso. Vuelve a la esquina y agrega más alacenas para completar esa hilera.
  9. Mide donde quieras colocar la perilla de la puerta de cada compartimento. Taladra un agujero a través de las puertas de la alacena. Coloca las perillas y tiradores con tornillos que vienen con el el equipo de instalación.

 

Aprendé a colocar placas de yeso anti humedad

Materiales:
> Placa antihumedad.
> Mezcla adhesiva o cemento adhesivo.
> Elemento de corte.
> Espátula.
> Balde.
> Cinta métrica.

 

Colocación de las placas

 

La pared o superficie no necesita ningún tipo de trabajo de preparado previo, salvo pasarle la escoba para despegar un poco el polvillo.

El “truco” es el siguiente: la placa no esta pegada a la pared en toda su superficie (como los azulejos), de esta forma queda una cámara de aire, como son de yeso absorben la humedad y después la secan.

A la hora de colocarlas lo hice trabando una contra la mitad de la otra. Como lo muestra el esquema (o como me coincidia el dibujo de la placa):

1BF

En mi caso tengo un zocalo, las apoye sobre él y de esa forma fui llevando la línea recta. De no tenerlo tendría que haber trabajado con un nivel e ir suplementando el piso según corresponda.

Corte de placas:

Y como era de esperarse se me rompieron varias placas en el proceso. A no desesperarse. Cuando se haga el tomado de juntas se soluciona.

Al llegar al extremo de la pared medí el tamaño de la placa que necesite, marque y corte.

 

Tomado de juntas.

Según lo que me indicaron, en este paso es importante que no utilice otro material como por ejemplo enduido o masilla, ya que de hacerlo, lo mas probables es que con el paso del tiempo se ponga amarrillo. “¿Entonces que uso?” Pregunte. “Los mismo recortes de placa” me dijeron. Probe de picarlos chiquito y mezclarlo con agua pero la verdad es que me quedaban grumos. Entonces entero como estaba, lo deje unos segundos en un tachito con agua y lo rascaba con un cuchillo del tipo cierrita. Luego lo huntaba entre la grieta y listo. Este paso es el que mas tiempo me llevo.

 

También lee: Cómo hacer un entrepiso con perfiles de hierro

Cómo hacer un entrepiso con perfiles de hierro

Te  contamos en 12 pasos como hacer un entrepiso con perfiles de hierro.

NOTA LA INFORMACIÓN SUMINISTRADA A CONTINUACIÓN DEBE SER CONSIDERADA COMO MERAMENTE EXPLICATIVA Y NO EXCLUYENTE DE OTROS ESQUEMAS DE MONTAJE. EL DISEÑO Y DIMENSIONAMIENTO O VERIFICACIÓN DE TODOS LOS ELEMENTOS ESTRUCTURALES Y DE FIJACIÓN DEBERÁ SER REALIZADO POR UN PROFESIONAL HABILITADO A TAL EFECTO.

 

También lee: como limpiar un techo con tejas con una hidrolavadora

 

Paso a Paso:

 

1. Determinar la altura h completa del entrepiso sumando los espesores y dimensiones de todos los elementos que intervienen (de arriba hacia abajo).

a. Espesor del solado. En caso de que el mismo sea de mosaicos o cerámicas, tener en cuenta además el espesor del mortero de asiento.

b. Espesor del elemento que formará el entrepiso, que podrá ser:

  • Placa cementicia de 15mm.
  • Placa de multilaminado fenólico de 22 ó 25 mm.
  • Placa de OSB de 19mm.
  • Altura de los perfiles PGC Steel Frame® determinada de acuerdo a la luz a cubrir y sobrecarga actuante en elentrepiso.
  • Espesor de la placa de yeso que formará el cielorraso (en caso de ser necesaria).

entrepiso-01

2. El entrepiso deberá descargar sobre un ángulo de chapa laminada de 3 pulgadas, el cual se fijará a la pared mediante brocas o anclajes. La cantidad y tipo de anclajes o dependerá del tipo de pared (mampostería de ladrillos macizos o huecos, hormigón, etc.) y de la carga total del entrepiso. Marcar en la pared el nivel correspondiente al ala superior del ángulo y amurar el mismo.

entrepiso-02

3. Colocar el Perfil PGU Steel Frame® de igual medida nominal que las vigas de PGC encima del ángulo y amurarlo a la pared con tarugos de nylon #8 y tornillos pasadores, cada 60 cm. El perfil PGU deberá apoyar sobre el ángulo.

entrepiso-03

4. Cortar Vigas PGC Steel Frame® de medio centímetro  menos que la luz a cubrir.

5. Posicionar la primera viga PGC SteelFrame® contra una pared fijándola con targuos de nylon #8 cada 60 tornillos y tornillos fijadors.

6. Continuar colocando las vigas cada 40cm. Terminar con otra viga contra la pared opuesta, fijada a la misma como se indica en el dibujo.

entrepiso-04

7. Colocación de rigidizadores de extremo.

entrepiso-05

8. Colocar cada 1300mm un fleje de chapa de acero galvanizado de 0,5 mm de espesor mínimo, y de ancho de 30 a 50 mm. Este fleje se deberá tensionar y atornillar a las alas inferiores de las vigas PGC. Los flejes podrán reemplazarse por perfiles Omega (recomendable). En caso de que se deban colocar placas de yeso de cielorraso, los Omegas deberán estar colocados cada 40 cm.

entrepiso-06

9. Colocar un cordón de sellador poliuretánico sobre las alas superiores de las vigas PGC, sobre el cual se asentarán las placas.

10. Colocar el elemento que formará el entrepiso (tablero de multilaminado fenólico, OSB o placa cementicia).

entrepiso-07

11. Colocar la placa de yeso como cielorraso (opcional).

entrepiso-08

12. Se recomienda colocar lana de vidrio entre las vigas PGC y por arriba de la placa de yeso para atenuar la transmisión de sonido.

 

entrepiso-10